domingo, 24 de julio de 2016

NO, NO ES BUENA........


Cuando llegan la nena está todavía dormida en su cuco del coche. Se despierta justo para ver como se asoma, por su reducido campo de visión, la cara ligeramente conocida de la tía-abuela. Un vistazo rápido a un lateral le confirma lo más importante para ella: mamá está ahí. Papá también.

Todo bien, entonces.

La tía- abuela la coge. A ella le gusta. Ahora puede ver todo lo que tiene alrededor: los primitos, la tía al fondo, la terraza del restaurante, el mar, la brisa fresca.............. y mamá justo delante. 

Todo en orden.

Llega el momento en el que ya siente ganas de volver a los brazos de mamá. Balbucea una pequeña queja y la respuesta es rápida: ya está en sus brazos. Tal vez ahora no le importe que le coja un ratito el primo. Tiene una cara la mar de graciosa. Hace muecas fascinantes. Luego otro ratito con la tía. Mamá sigue delante. 

Estamos perfectamente. Todo es muy interesante y mamá y papá están al alcance.

Los adultos y los niños mayores comen y a ella le está entrando hambre. Vuelve a balbucear un reclamo. Mamá mira a papá: "¿puedes preparar la fruta?" en unos minutos la fruta está preparada y ella la recibe en el regazo de su madre. Luego la coge papá. Cansada se apoya en su hombro. Pero todo alrededor es nuevo y atractivo, sobre todo el primo de las muecas. Mejor no dormir todavía. 

La tía le lleva al jardín. Mamá está ahora más lejos y, encima, le ponen en el suelo sobre una esterilla. Eso ya no le gusta tanto y le hace sentir insegura. Reclama un poco más fuerte, con pucherito incluido. La tía la lleva rápidamente a mamá. Bueeeeeeeeeeenooooooo, ya pasó el susto............ el pucherito se transforma en sonrisa y el inicio de llanto en carcajada. Mira a la tía para demostrarle claramente que ahora todo está bien. Los adultos se ríen y dicen que "que pilla". Pero no, ella no es pilla. Sólo quiere demostrar a su tía que ha hecho lo que ella le pedía, para que la próxima vez sepa seguro lo que tiene que hacer si se repite la situación. 

A pesar de todos sus esfuerzos al final el cansancio le puede. Necesita sentirse en el regazo de mami. Mamá lo entiende perfectamente y la coloca de manera que ella puede conciliar el sueño.......... se siente segura, está con mamá y papá, los primitos de caras graciosas también, y la tía, y los tíos-abuelos............................... todo es muy atractivo................ desde el regazo de mamá.......

Llega el sueño

"¿Es buena verdad?"

"¡Ufff! Buenísima!!! Que amor de criatura....... ni un lloro, todo sonrisas"

Pero no, no es buena. No al menos más que cualquier bebé de siete meses. Porque no hay bebés malos. Todos los bebés son buenos. Lo que sí que hay es bebés satisfechos y bebés insatisfechos. Bebés atendidos y bebés desatendidos. Bebés felices y bebés infelices.

Ella se enfrenta al mundo sólidamente apoyada en le regazo de su madre y de su padre. Es entendida y tomada en cuenta. Está lo que los expertos llamarían "sincronizada con sus cuidadores". Su madre y su padre siguen sus señales y le atienden en consecuencia. No tienen miedo a "consentirla" o "mimarla", y desde luego ni se plantean dejarla llorar "para que ensanche los pulmones" o "se acostumbre bien". Se duerme sobre el regazo de su madre, oyendo el sonido de su corazón y acunada por sus brazos, sintiéndose segura y amada.

No, no es que sea buena..............

es que es feliz. 

11 comentarios:

  1. Maria, me encanta leerte pero nunca comento hasta hoy, que me he sentido completamente identificada. Vivimos en Bélgica y hace un par de semanas hemos vuelto de vacaciones a España. Todos quieren verla y cogerla en brazos, ella (de siete meses, justo los que dices tu), sonrie y nos busca. De vez en cuando si nos pierde de vista hace pucheritos y si me vuelve a ver hace saber al que la tiene que quiere con mama. El que la tiene a veces se resiste, pero como yo ya se que quiere voy a por ella, nada de "que no la vea la mama para que no llore" como me dijeron el primer dia. Yo ahi, cerca. Y claro, luego dicen "que buena que es!", pero eso, no hay bebes buenos o malos pienso yo, incluso a veces explico, pero la mayoria de gente ni escucha, como que no va con ellos.
    Muchisimas gracias por tus post, hacen la maternidad más fácil cuando estas lejos de lo que sería mi tribu si estuviera en casa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tambien vivo en Belgica. Cerca de Mechelen. Donde vives tu?

      Eliminar
  2. No lo puedes describir mejor! Totalmente de acuerdo, no es buena es normal, una niña atendida a la q se le da lo q necesita en cada momento.

    ResponderEliminar
  3. No voy a hablar de niños "buenos" o "malos" pero desde luego calificarlos de "atendidos"o desatendidos" o "satisfechos" o "insatisfechos" dependiendo de lo q lloren o sonrian y esten tranquilos o no, me parece q cuanto menos no es en absoluto acertado. Segun lo q leo parece q un bebe q gruñe o se queja a pesar de estar en brazos de mama, del colecho, de la teta a demanda es un bebe infeliz o descuidado. No olvidemos q cada bebe es un mundo y si, los hay mas «gruñones». No creo q haya q calificarlos de "bebe bueno o bebe malo» pero desde luego "descuidados" rotundamente no

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por supuesto que hay bebés descuidados, Ana. Dejados llorar "para que se acostumbren", aparcados en sus cochecitos fuera de la vida de los adultos, ignorados en sus señales totalmente porque los padres prefieren seguir lo que les dictan desde fuera que lo que les manda el corazón. También es cierto que estos bebés a veces son calificados de "buenos" porque aprendieron a no reclamar ni llorar, ya que no les servía para nada.

      Eso no significa que, también, no haya bebés perfectamente atendidos que por una causa u otra sigan sin encontrarse bien, o necesiten más estímulos y se aburran enseguida, o lo contrario, requieran una atmósfera más tranquila porque en seguida se sobrecargan, o lo que sea. Evidentemente hay bebés más fáciles de hacer felices que otros, o hay padres que pillamos mejor sus necesidades que otros. Si me dejara guiar por los convencionalismos diría, por ejemplo, que mi primer hijo fue mucho más "difícil" que el tercero. Pero ahora sé que la que fue más difícil fui yo, como madre. Porque el primero me pilló ignorante y para el tercero ya sabía mucho más sobre como conectar con mi hijo y satisfacer sus necesidades. Eso sin ignorar que cada niño tuvo necesidades propias e intransferibles.

      Eliminar
    2. Totalmente de acuerdo; mi experiencia también me lo ha confirmado así.
      En algunos casos, cuando te conviertes en padre tienes algunas ideas en la cabeza que no funcionan como piensas que deberían funcionar, y es muy difícil romper con lo que sabes y crees que debería ser y empezar a escuchar, tanto al bebé cómo a ti mismo. Además debes encontrar otra manera de hacer las cosas y no sabes cómo.
      A mí me ayudó mucho compartir experiencias con otras familias, y creo que es fundamental para además, darte cuenta que la mayoría de las situaciones que se te presentan son comunes, o para identificar que hay algo para lo que tal vez necesites la ayuda un especialista.

      Eliminar
  4. Me alegro de que conectes tan bien con tus hijos y de que comprendas tan bien sus necesidades. Yo tengo 3 hijos y te aseguro q he tenido q reprogramarme mentalmente con el nacimiento de cada uno. Y aunq es cierto q hay padres a los q parece q los niños les molestan, hay otros q los cuidamos y atendemos y nos desvivimos por ellos y aun asi lloran mucho y se quejan y lloran dentro del portabebes porque no consigue cojer el sueño, y se despiertan cada rato y lloran mas y estan irritables durante el dia y agotan a los papás. Los dos mayores se consolaban perfectamente en brazos, al pecho y cantando, pero a la pequeña parece q nada le va bien. Y te juro q leer q no es q sean "malos"(de acuerdo, malos no son, esa no es la palabra)sino q estan «insatisfechos», «desatendidos» o «infelices» y ahora q igual es q «no conecto con el» resulta bastante ofensivo. No creo q esa sea tu intencion en absoluto, pero queria q lo supieras.

    ResponderEliminar
  5. Me alegro de que conectes tan bien con tus hijos y de que comprendas tan bien sus necesidades. Yo tengo 3 hijos y te aseguro q he tenido q reprogramarme mentalmente con el nacimiento de cada uno. Y aunq es cierto q hay padres a los q parece q los niños les molestan, hay otros q los cuidamos y atendemos y nos desvivimos por ellos y aun asi lloran mucho y se quejan y lloran dentro del portabebes porque no consigue cojer el sueño, y se despiertan cada rato y lloran mas y estan irritables durante el dia y agotan a los papás. Los dos mayores se consolaban perfectamente en brazos, al pecho y cantando, pero a la pequeña parece q nada le va bien. Y te juro q leer q no es q sean "malos"(de acuerdo, malos no son, esa no es la palabra)sino q estan «insatisfechos», «desatendidos» o «infelices» y ahora q igual es q «no conecto con el» resulta bastante ofensivo. No creo q esa sea tu intencion en absoluto, pero queria q lo supieras.

    ResponderEliminar
  6. Ana, yo también he pasado épocas duras con mis hijos. Siempre digo que soy 3 veces madre primeriza, porque cada bebé ha sido diferente al anterior. Pero también es cierto que la experiencia ayuda.

    También creo que los niños que lloran, aunque estén en el portabebés, lo hacen porque algo les molesta y nosotros no siempre sabemos que hacer. Negar eso y pensar que todo el problema sale del bebé tampoco ayuda a mejorar la situación.

    Un bebé que llora mucho y está continuamente irritable a pesar de atenderle acorde a sus señales y necesidades tal vez tenga un problema que necesite atención especializada para conseguir una solución (¿una intolerancia alimentaria? ¿problemas que no le permitan dormir bien como la apnea del sueño? ¿un dolor que no ha sido identificado? ¿Un parto traumático que ha dejado secuelas que requieren atención?..)

    ResponderEliminar
  7. Gracias por compartir! <3 Me identifique muchisimo!

    ResponderEliminar
  8. Em sento completament identificada, gràcies

    ResponderEliminar